Tu asesor financiero personal

Síguenos

Facebook Twitter Twitter

Conviértete en un guardián de las finanzas

Se parte del poderoso plan de Rocket y los Guardianes de la Galaxia y conviértete en un superhéroe ahorrador.
Lee más

Conoce los requisitos para emitir facturas electrónicas

El Sistema de Administración Tributaria, mejor conocido como SAT, dispuso que a partir de 2011 la facturación electrónica es obligatoria para todos los contribuyentes que tienen ingresos superiores a los cuatro millones de pesos anuales. Si es tu caso, aquí te decimos cómo prepararte para poder facturar electrónicamente.

Paso 1: conoce la factura electrónica.
Una factura electrónica o un comprobante fiscal digital (CFD) es el documento que expides al vender un bien, prestar un servicio o rentar algún bien inmueble. Tiene una validez igual a la de cualquier factura impresa, pero te brinda otros beneficios, como mayor seguridad y ahorro de tiempo en procesos administrativos y operativos.

Por otro lado, la facturación electrónica se considera como un gran beneficio para el medio ambiente, ya que existe un ahorro significativo de papel.

Paso 2: obtén tu FIEL.
La firma electrónica avanzada o FIEL es un requisito para poder facturar digitalmente. Como lo dice su nombre, es tu firma, y es muy importante contar con este documento que acredita tu identidad. El trámite para obtenerla es gratuito y debes realizarlo directamente en el SAT.

Paso 3: debes contar con uno o más certificados con sello digital.
Los sellos digitales son cadenas de caracteres y números, que funcionan como un código de seguridad único dentro del comprobante digital. Es decir, las facturas digitales que expides tienen un número que las identifica, y esto sirve para evitar el plagio de comprobantes fiscales, así como brindarte mayor seguridad al hacer tu contabilidad. Los certificados digitales los puedes solicitar en el portal del SAT.

Paso 4: genera un archivo que será tu factura electrónica.
Al completar el proceso hasta este punto, el SAT te generará un archivo de extensión .xml. Cuando recibas ese archivo, tienes dos alternativas. Primera, que acudas de nuevo al SAT para que te asignen folio y sello electrónicos. Segunda, que entregues este archivo a un proveedor autorizado, quien hará todo el trámite y te entregará las facturas.

Una vez finalizado el proceso, ya puedes expedir facturas electrónicas a tus clientes. Para cualquier pregunta sobre el trámite o el uso de las facturas electrónicas, acude al SAT.
Sitio recomendado: www.sat.gob.mx